11/12/2020 | Bienestar

Para muchos el fin de año representa siempre un momento de reflexión sobre lo que hemos conseguido y, sobre todo, lo que queremos conseguir en los próximos 12 meses. Eso sí, entre esos grandes objetivos nunca debería faltar el de cuidar nuestra salud, por eso te mostramos una serie de pautas y hábitos saludables con los que podrás conseguir mejorarla durante 2021.

propositos 2021 cuidarnos más

Haz ejercicio

Sin duda, éste es uno de los propósitos estrella año tras años. Y es que hacer ejercicio, más allá de adelgazar y ayudarnos a cuidar la línea, es imprescindible para llevar una vida saludable. Por ello la OMS recomienda que los adultos realicen un mínimo de 150 minutos de actividad física moderada a la semana  (andar, ir en bici,etc), o bien 75 minutos semanales de ejercicio intenso, unos mínimos de los que están muy alejados el 25’8% de los españoles, que aseguran no hacer ningún tipo de actividad física durante la semana, tal y como recoge el último estudio realizado por la organización.

Por lo tanto, 2021 tiene que ser el año en el que dejar de lado la vida sedentaria y empezar a cuidar nuestro cuerpo y, en consecuencia también nuestra mente. Así no sólo fortalecerás tus músculos o mejorarás tu forma física o movilidad, sino que también podrás reducir sensaciones como el estrés, gracias a la liberación de endorfinas que supone la práctica regular de actividad física.

Apúntate a la dieta mediterránea

No cabe duda de que este propósito es clave para lograr el objetivo final. Eso sí, a pesar de que el confinamiento nos ha hecho consumir más productos básicos de este tipo de dieta , tal y como confirmó la Fundación Española de Nutrición (FEN), aún seguimos teniendo hábitos alimenticios a corregir que nos alejan de  esta deseada alimentación diaria, considerada una de las más saludables a nivel mundial.

Entre las claves principales está  aumentar nuestro consumo tanto de frutas, como de verduras y hortalizas, productos frescos que podrás encontrar con una gran calidad en nuestra sección de frutería y verdulería. Además, semanalmente  es  recomendable comer al menos 3 raciones de legumbres y frutos secos, 3 raciones de pescado  (a poder ser pescado azul), optar más por carnes blancas que rojas y realizar un consumo diario de aceite de oliva de alrededor de 4-5 cucharada soperas, además de moderar el consumo de alimentos que contengan un alto nivel de carbohidratos y azúcares procesados

 

Descansa el tiempo suficiente

La falta de sueño está directamente relacionada con problemas como la ansiedad o el estrés, pero también con otros quizá menos obvios como  la obesidad.  Y es que esta carencia altera los patrones del apetito haciendo que tengas más del esperado, al mismo tiempo que te impide poder realizar las actividades físicas diarias que te servirían para  poder mantener tu cuerpo en plena forma.

Aunque las horas que cada uno debe dormir dependen de muchos factores personales, así como la calidad del sueño de cada individuo, sí que se han fijado varias franjas recomendadas según grupos de edad. Por ejemplo, según la Fundación Nacional del Sueño de Estados Unidos,  los recién nacidos deben dormir entre  14 y 17 horas, mientras que los niños en edad escolar (6-13 años) años deben alcanzar entre 9 y 11 horas cada día. Para los adolescentes, en cambio, es suficiente con dormir entre 8 y 10 horas diarias, tan sólo un poco más que los adultos jóvenes (18-25  años), a los que les basta descansar entre 7 y 9 horas, necesitando la misma cantidad que los adultos que tienen hasta 64 años. Eso sí, a partir de los 65, les bastaría con dormir entre 7 y 8 horas al día, aunque es cierto que a estas edades la calidad del sueño se ve reducida, por lo que habría que tenerlo muy en cuenta  a nivel individual.

duerme bien

Deja de fumar

Éste mal hábito sin duda condiciona mucho no sólo nuestra salud presente, sino sobre todo nuestra salud futura. Por ello es muy importante conseguirlo no sólo con fuerza de voluntad, sino también con pautas que nos ayuden  a lograrlo e incluso apoyos externos si fuera necesario. Entre algunos de los trucos que pueden ayudarnos está fijar una fecha fija para comenzar el proceso,  alejarnos sobre todo las primeras semanas de espacios y círculos donde sepamos que este hábito va a estar presente, hacer rondas breves de ejercicios cuando sintamos ansiedad, o masticar algo para ayudarnos a lidiar con el deseo de consumir tabaco, entre otras.

 

Dedícate tiempo a ti mismo/a

Esto no es un capricho, sino una inversión en salud, ya que debemos entender que estar con uno mismo es también una necesidad básica del ser humano. Para lograrlo, hay gente que opta por meditar o hacer actividades más relacionadas con el bienestar de cuerpo y mente como el yoga. Sin embargo, para otros, basta simplemente con estar en un lugar en silencio, relajados, o haciendo alguna actividad placentera de forma individual o simplemente no pensando en nada, dejándonos llevar.

Estos pequeños ratos, que deberíamos intentar tener a diario o al menos un par de veces como mínimo a la semana, pueden ayudarnos de hecho a frenar la aparición de tensiones musculares, nerviosismo, el cansancio excesivo o ayudarnos a relajarnos y frenar así las alteraciones del sueño. Y es que son  indispensables para sentirse bien con uno mismo, algo imprescindible para vivir una vida sana y feliz.

 

Actualidad en Ahorramas

  • Ahorramas reabre su tienda de la calle Antracita en Madrid
    24/09/2021
  • Ahorramas reabre su tienda en Madrid
    22/09/2021
  • La uva de mesa embolsada del Vinalopó: una fruta única que...
    21/09/2021
  • Consejos de seguridad alimentaria
    De la cocina a tu oficina: Recomendaciones para consumir tu comida...
    19/09/2021
  • Ahorramas colabora con la AECC en ‘La compra de tu...
    17/09/2021
  • Ahorramas abre una nueva tienda en Villaverde
    16/09/2021
Descubre actualidad

Cuídate

Descubre cuídate

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario